Un pastor evangélico tuvo la difícil tarea de orar por la excandidata presidencial, Keiko Fujimori para sacarle todos los demonios y espíritus malos que han tomado su cuerpo. 

Tras más de 2 horas de oración, ya cansado y fatigado el pastor informó que Keiko ya no tenía solución dado que ella sería parte del mismo demonio.



El hombre de Dios con fe y esperanza había pronunciado las siguientes palabras mientras oraba por la japonesa:

"Espíritu de robo, espíritu de desapariciones, espíritu de ociosidad, espíritu de mentira, espíritu de tortura, espíritu de electroshock, salgan de esta mujer y de su partido".



Ante ello, el hermano de la congregación que le acompañaba en la oración dijo:

"Tampoco, tampoco. ¿Quieres desaparecer el partido?

Por lo que tuvieron que resignarse a seguir orando por la hija de Fujimori.

Axact

Somos pobres, pero honrados.

La gentita de El Diario de Jhon Ney trabaja más de 25 horas diarias para llevarles los más divertidos contenidos y noticias del Perú y el Mundo. Instamos recomendar la página porque pronto regalaremos tapers como cancha.

Publicar un comentario: