Rudecindo Vega, exministro en el gobierno de Alejandro Toledo y exembajador durante el régimen de Ollanta Humala, es el presidente del directorio del Servicio de Agua Potable y Alcantarillado de Lima (Sedapal), cargo en el que se ha visto beneficiado con un notorio incremento de sueldo desde enero de este año cuando pasó a ganar 25 mil soles al mes pese a su ineficiente gestión.



En efecto, el aumento fue decidido por acuerdo de directorio del Fondo Nacional de Financiamiento de la Actividad Empresarial del Estado (Fonafe) y además tuvo efecto retroactivo, es decir su aplicación corrió desde octubre de 2016. Antes el sueldo de Vega ascendía a 4,500 soles como dieta recibida en cada sesión de directorio.

Además de esa gollería, el exfuncionario humalista y toledista tiene a su disposición una secretaria, asistente y asesores. El acuerdo de Fonafe, cabe señalar, fue adoptado por ministros de Estado, entre ellos el premier Fernando Zavala y el ministro de Economía, Alfredo Thorne, pues como se recuerda ellos integran dicho organismo.


Vega recibe tales emolumentos a través de un contrato de locación de servicios, y entre los recursos asignados en su contrato incluyen (fuera de su sueldo) una camioneta Nissan Xtrail con dotación de combustible, pagos de peaje y asistencia de chofer, oficina equipada, línea telefónica directa, un celular y una tablet, entre otros.

Este cambio se produce pese a que hoy en día, la gestión de Vega en Sedapal es calificada de nefasta pues ha dejado a toda la ciudad de Lima -y sus 10 millones de habitantes- sin agua potable hasta por tres días, pues no pudo en marcha un solo plan de contingencia de su parte para afrontar las emergencias y desastres naturales ante el aumento del caudal del río Rímac.


Axact

Somos pobres, pero honrados.

La gentita de El Diario de Jhon Ney trabaja más de 25 horas diarias para llevarles los más divertidos contenidos y noticias del Perú y el Mundo. Instamos recomendar la página porque pronto regalaremos tapers como cancha.

Publicar un comentario: